¿Por qué salen las verrugas genitales?

¿Por qué salen las verrugas genitales?

Cuando aparecen verrugas genitales, lo primero que debes hacer es evitar el pánico. Como un proctólogo experimentado, aquí te hablaré de en qué situaciones aparecen y cómo deben de tratarse.

¿Qué son las verrugas genitales y por qué salen?

Las verrugas genitales son un tipo de crecimiento en la piel que aparece en la zona genital o alrededor del ano. Estas verrugas son causadas por el Virus del Papiloma Humano (VPH), el cual se transmite principalmente por contacto directo de piel con piel durante el contacto sexual. 

El VPH es uno de los virus más comunes y que tiene más de cien tipos diferentes, algunos de los cuales provocan verrugas genitales.

El contagio de éstas ocurre cuando una persona con el virus tiene contacto sexual con otra persona. Esto puede incluir relaciones sexuales vaginales, anales o incluso contacto íntimo sin penetración. A diferencia de otros mitos que sugieren que las verrugas genitales se pueden contraer en baños públicos o albercas, la realidad es que el contagio ocurre principalmente por contacto sexual directo. 

El uso de preservativos y otros métodos de barrera reduce el riesgo de transmisión. Pero no eliminarlo por completo, ya que el contacto piel con piel puede ocurrir fuera de las áreas protegidas por estos métodos.

Una vez que una persona contrae el VPH, el virus permanece latente en el cuerpo por un tiempo, sin mostrar síntomas. Eventualmente, causa la aparición de verrugas genitales, que se presentan como pequeñas protuberancias o bultos que pueden ser suaves al tacto y tener un aspecto similar al de una coliflor. 

Estas verrugas pueden ser pequeñas o grandes y a veces se agrupan en racimos. Además de la incomodidad física, las verrugas genitales provocan estrés emocional y ansiedad debido a su naturaleza contagiosa y su posible conexión con otras complicaciones, como el cáncer.

¿Cómo saber si una verruga es por papiloma?

Cuando te encuentras con una verruga en tu piel, es difícil saber si está causada por el Virus del Papiloma Humano (VPH) o por otra cosa. 

Una de las primeras cosas que debes observar es la forma de la verruga. Las verrugas por VPH son pequeñas protuberancias, a menudo redondeadas o en forma de coliflor. La superficie de estas verrugas es rugosa o lisa, y pueden aparecer individualmente o en grupos. Además, las verrugas por VPH pueden tener un color que va desde el tono carne hasta marrón o grisáceo, y suelen ser suaves al tacto.

El lugar donde aparecen las verrugas también puede ser un indicativo de que se trata de VPH. Este tipo de verrugas suelen aparecer en áreas como manos, pies, cara o zonas genitales. Por ejemplo, las verrugas plantares, que aparecen en la planta del pie, pueden ser causadas por el VPH y son conocidas por ser dolorosas al caminar, ya que crecen hacia adentro debido a la presión del peso corporal. Las verrugas genitales, por otro lado, aparecen en áreas como el pene, la vulva, el ano o la región perianal y están relacionadas con el contacto sexual.

Otra señal de que una verruga es causada por el VPH es si has tenido contacto reciente con alguien que tenga este tipo de verrugas o si has tenido relaciones sexuales sin protección. El VPH se transmite principalmente por contacto directo piel con piel, y es posible que no muestre síntomas de inmediato. Esto significa que las verrugas pueden aparecer mucho tiempo después de la exposición al virus.

El tratamiento puede variar según el tipo y la ubicación de la verruga, pero generalmente incluye métodos para eliminar o reducir su tamaño. Además, es fundamental tener en cuenta que, aunque las verrugas se eliminen, el virus puede permanecer en el cuerpo, por lo que se debe tomar precaución para evitar la transmisión a otras personas.

¿Por qué salen las verrugas genitales?

¿Cuánto tiempo tardan en desaparecer las verrugas genitales?

Los tratamientos más efectivos para las verrugas genitales incluyen el uso de láser de CO2 o procedimientos quirúrgicos. 

Estos métodos se centran en eliminar físicamente las verrugas, ya sea mediante el corte o la vaporización del tejido afectado. Con estos tratamientos, las verrugas desaparecen rápidamente, pero puede tomar un tiempo para que la piel sane completamente. Además, se necesitan ciertos cuidados posteriores al tratamiento para evitar infecciones o complicaciones.

Sin embargo, algunos tratamientos tópicos que se usan para las verrugas en otras partes del cuerpo no se recomiendan para las verrugas genitales o anales. Estos tratamientos, que pueden contener sustancias químicas agresivas, tienen el potencial de causar quemaduras o irritaciones graves en áreas sensibles. Debido a la delicadeza de estas zonas, el uso de estos tratamientos puede ser contraproducente y provocar más daño que beneficio.

La duración del proceso de curación también depende de cuántas verrugas se hayan eliminado y del estado de salud general del paciente. Después del tratamiento, es posible que la piel necesite varias semanas para sanar completamente, y puede requerir cuidados especiales como evitar el uso de ropa ajustada o productos irritantes.

Por esta razón, el seguimiento médico es importante para monitorear cualquier recurrencia y tomar medidas preventivas. Además, aunque el tratamiento haya sido exitoso, es crucial mantener precauciones para evitar la transmisión del virus a otras personas.

¿Qué hacer si me aparecen verrugas genitales?

Éstas varían en tamaño y apariencia. Pueden ser pequeñas protuberancias o formaciones similares a la coliflor. También pueden estar aisladas o agruparse. 

Como son el resultado de una infección viral, pueden transmitirse a través del contacto sexual. Por eso, hasta que recibas tratamiento y tengas orientación médica, es importante abstenerse de tener relaciones sexuales para evitar la propagación del virus.

Una vez que hayas consultado a un médico, es posible que te sugieran diferentes tratamientos. Algunos son tópicos y se aplican directamente sobre las verrugas, mientras que otros pueden ser procedimientos como la crioterapia o la electrocauterización, que implican el uso de frío extremo o calor para eliminar las verrugas. Dependiendo de la gravedad de tu caso, tu médico decidirá cuál es el tratamiento más adecuado para ti.

Practicar una buena higiene y evitar rascar o irritar las áreas afectadas puede prevenir la propagación o agravamiento de las verrugas. También es esencial mantener una comunicación abierta con tu pareja o parejas sexuales para que todos estén informados y tomen precauciones para protegerse.

Por último, si bien las verrugas genitales pueden ser incómodas o vergonzosas, no definen tu valor como persona. Con el tratamiento adecuado y siguiendo las recomendaciones de tu médico, puedes controlar la infección y seguir adelante con tu vida de manera saludable y positiva. Recuerda, el diagnóstico temprano y el tratamiento oportuno son clave para una pronta recuperación y para reducir el riesgo de complicaciones a largo plazo.

Si te interesa un diagnóstico más preciso envíanos un mensaje a través de mis redes sociales o de mi página web, para atenderte en mi consultorio de Reynosa, Tamaulipas. Estaré esperando tu mensaje, para agendar una cita.

¿Por qué salen las verrugas genitales?

Publicaciones Similares